Nieto del Rey de Arabia Saudita, asesina brutualmente a su esclavo-sexo-servidor...

El principe abusando de su sexo-servidor meses antes del crimen

Un príncipe Saudi esta acusado de haber torturado y cruelmente asesinado a su esclavo-servidor sexual, en lo cual ha sido categorizado como uno de los peores crímenes en la ultima década en Londres. Saud Abdelaziz Bin Nasir Saud, el nieto del billonario rey de Arabia Saudita, asesino cruelmente a Bandar Abdelaziz, el cual se alega fue su esclavo-sexo-servidor y torturo a lo largo de su relaccion fisicamente, verbalmente y sexualmente....

Según los investigadores, el príncipe, se había emborrachado con una botella de champaña y varios tragos de Sex on the Beach, cuando ataco brutalmente a su sexoservidor, dondole punos a la cabeza, rompiendo varios dientes y causándole trauma cerebral. Fue tan brutal la muerte del hombre de 33, que cuando fue estrangulado, este le fracturo varios huesos en el cuello y le mordio severamente los dos cachetes de la cara. El príncipe, 34, se alega, trato de cubrir su crimen limpiando la sangre en la suite antes de dar aviso a la policía. 
Según reporto el Daily Mail, el príncipe reporto que Abdelaziz, habia sido  la víctima de un robo, pero bajo presión, este admitió haber cometido el horrendo crimen, pero desmiente que el fue el causante de la muerte y responsable de los golpes. El príncipe era un jodedor,que se acostaba por la manana después de pasarse la noche de fiesta en fiesta. Según los que lo conocen, aseguraron que el príncipe siempre estaba sonsacando a chicos y a lo mínimo, solicitaba prostitutos gay dos veces por semana.  
Según el príncipe, el consideraba a Abdelaziz como un fiel amigo y lo trataba a la par sin perjuicios. Pero eso no es lo que dicen los que los conocían. Saud lo hacia caminar con la cabeza bajada y dos pies detrás de el. Era tanto el abuso, que este en ocasión lo forzaba dormir desnudo y en el piso. 
El crimen ocurrió febrero 14, 2010 después de una cena del ida de los enamorados. Después de toda esta evidencia, el príncipe y su familia niegan rotundamente que este es gay.